{{'FrontPageAccsessabilityVersionOnDesktopDeviceText' | translate}} {{'FrontPageAccsessabilityVersionOnDesktopDeviceButton' | translate}}

¡Bienvenidos a Barcelona!

Barcelona es una ciudad de gran importancia cultural, financiera, turística y comercial. Su ubicación privilegiada a orillas del Mediterráneo fue vital para que se convirtiera en uno de los centros comerciales más importantes de la región y motor del dominio catalán del Mediterráneo, sobre todo en la Edad Media.

Historia

Los primeros en establecerse en los montes que rodean la actual ciudad fue la tribu ibérica de los layetanos. Luego vinieron los romanos, quienes fundaron la colonia de Barcino. De esa época quedan, por ejemplo, las murallas que se pueden apreciar desde la Vía Laietana. A los romanos les siguieron los visigodos y los ostrogodos, quienes establecieron Barcelona como capital de su reino aunque poco después fueron invadidos por los musulmanes quienes dominaron la región durante casi un siglo. Tropas francas rescataron la ciudad y la convirtieron en la capital de la Marca Hispánica. Construcciones como Sant Pau de Camp o la iglesia de Santa Maria del Pí son testigos de esa época.

Durante la Edad Media, Barcelona vivió una edad de oro cultural, política y comercial. En este periodo se creó el Consell de Cent, el sistema de gobierno municipal en el que estaban representados todos los estamentos sociales. En el siglo XIV se amplió la ciudad con la edificación de más murallas y se construyeron edificios que hoy podemos visitar como las Drassanes (actual Museo Marítimo), el salón del Tinell en el Palacio Real y el Saló de Cent.

En el siglo XIV se amplió la ciudad con la edificación de más murallas y se construyeron edificios que hoy podemos visitar como las Drassanes (actual Museo Marítimo), el salón del Tinell en el Palacio Real y el Saló de Cent.

Si bien el siglo XV marca un momento de decadencia en Catalunya debido, entre otros motivos, a la peste negra, es precisamente en este momento histórico cuando se estableció el gobernó de la Generalitat con representantes de las ramas militar, eclesiástica y ciudadana.

El comercio con las colonias americanas durante el siglo XVIII supuso un repunte económico y cultural para Barcelona. De esta época datan el barrio de la Barceloneta y el Palacio de la Virreina, por ejemplo. En el siglo siguiente, se impulsaron obras de urbanización como el Paseo de Gracia y la Plaza de Sant Jaume y la prosperidad económica impulsada por la industria atrajo un gran número de inmigrantes.

El siglo XX estuvo marcado por turbulencia de origen político: ataques de anarquistas y enfrentamientos entre obreros y patrones. Durante la Guerra Civil, Barcelona fue sede el gobierno republicano. Luego de la derrota advino un periodo de reconstrucción y relanzamiento de la actividad industrial, convirtiéndolas así en la pujante ciudad cosmopolita de hoy en día.

Gastronomía

La gastronomía barcelonesa refleja la influencia de muchas culturas, como la islámica, la judía, italiana o francesa pero su base son los ingredientes de la cocina mediterránea, tanto de mar como de montaña. Se utilizan muchas verduras, carnes y pescados. Algunos platos tradicionales son el pa amb tumaquet (rodajas de pan rústico frotado con ajo y tomate), la escalivada (tomates, pimientos, berenjenas y cebollas asados), o la paella parellada (con carne y mariscos). No puede faltar la crema catalana para el postre, con su costra de caramelo que se parte con un golpe de cuchara.

Si bien existen muchísimos restaurants que sirven comida tradicional y de vanguardia, el Mercado de la Boquería es el lugar ideal para probar un poco de todo.

Si bien existen muchísimos restaurants que sirven comida tradicional y de vanguardia, el Mercado de la Boquería (La Rambla, 91) es el lugar ideal para probar un poco de todo. Quesos, embutidos, alimentos gourmet y tapas son algunos de los productos que se pueden degustar en los puestos, restaurantes y bares de este mercado tan tradicional. 

Otra opción para aprender los secretos de la comida de Barcelona son los tours gastronómicos organizados por guías locales.

Mercado de la Boquería, Barcelona
Mercado de la Boquería

Museos

El Museo de Historia de Barcelona (MUHBA) (Plaza del Rey, s/n) expone y conserva el patrimonio histórico y espacios patrimoniales de la ciudad, como un templo romano o el Salón del Tinell.

En el Museo de Arte Contemporáneo de Catalunya (Plaça dels Àngels, 1), alojado en un moderno edifico de vanguardia, se exponen más de 5.000 obras de arte que comprenden la abstracción matérica de la década del 1950 y el arte pop europeo hasta las de artistas contemporáneos de todo el mundo.

El Museu Marítim (Avda. de las Drassanes, s/n. Acceso al Museo por la plaza del Portal de la Pau) conserva el riquísimo patrimonio marítimo del Catalunya y de España. En este edificio, las medievales Atarazanas Reales, se construían y reparaban las galeras de la Corona de Aragón.

El Museu Picasso (Carrer Montcada, 15-23) alberga unas 3.500 obras del gran artista, que reflejan su época de formación.

La Fundació Joan Miró (Parc de Montjuïc, s/n) contiene la colección más completa de este prolífico y singular artista, que comprende más de 14.000 piezas y abarca toda su carrera.   

El Museu d’Art de Catalunya funciona en el Palacio Nacional en Montjuïc. Sus colecciones comprenden todas las disciplinas artísticas (escultura, pintura, etc.) desde el periodo románico hasta la fecha. Casi todos los objetos son de origen catalán. 

Los imperdibles de la Ciudad Condal

El Parc Güell iba a ser un proyecto de urbanización diseñado por Antoni Gaudí que finalmente no se concretó.  De las dos casas que se construyeron, una fue la casa del artista y hoy alberga el Museo Gaudí.  Todas las construcciones llevan el sello del lúdico artista, como el colorido dragón y la escalinata de entrada.

La Iglesia de la Sagrada Familia (Carrer de Mallorca, 401) es quizá el monumento más representativo de Barcelona. La construcción de esta singular obra de Antoni Gaudí comenzó en 1883 y todavía falta terminar.

La Pedrera o Casa Milà (Provença, 261-265)es un edificio de viviendas diseñado por Gaudí en 1905. Llama la atención por sus líneas onduladas, sus texturas, sus balcones de hierro y, sobre todo, por las chimeneas y respiraderos de diseño fantástico. Una de las viviendas se conserva con el amoblado de época.

Las Ramblas son el lugar de paseo y comercial más popular de Barcelona. Es un camino de 2 kilómetros que une la Plaza de Catalunya con el Monumento a Colón. Está dividido en la Rambla de Canaletes, la Rambla dels Estudis, la Rambla de les Flors, la Rambla dels Caputxins, la Rambla de Santa Mónica, y la Rambla de Mar. Cada nombre representa un edificio o una actividad que se llevaba a cabo antiguamente. A lo largo del trayecto, se pueden apreciar edificios como el Palacio de la Virreina o la Boquería, además de una gran actividad turística y comercial.

El Barri Gòtic (Barrio Gótico) es el casco antiguo de Barcelona y donde se concentra una gran cantidad de lugares que merecen una visita.

El Barri Gòtic (Barrio Gótico) es el casco antiguo de Barcelona y donde se concentra una gran cantidad de lugares que merecen una visita. Dejarse llevar por esas callejuelas angostas y sinuosas es una buena idea para apreciar su espíritu medieval.  Alrededor de la pintoresca Plaça de Sant Jaume (Plaza San Jaime) se encuentran el Palacio de la Generalitat, la sede del gobierno catalán, y el Ayuntamiento de Barcelona. La fachada del Palacio de la Generalitat, sobre la calle del Bisbe, contiene gárgolas que representan la leyenda de San Jordi luchando contra el dragón. La Plaza del Rey reúne el Palacio Real, la capilla de Santa Ágata y el Museo de Historia de la Ciudad. Otra atractiva plaza es la Plaza Real con sus fuentes y faroles, y que está rodeada de bares y restaurantes. La monumental Catedral de Barcelona está construida sobre las bases de una antigua iglesia románica y está dedicada a la patrona de la ciudad, Santa Eulalia. En la plaza frente a la catedral se encuentran restos de la primera muralla. Vale la pena visitar el patio de la Casa de L'Ardiaca del siglo XV y subir al primer piso para apreciar mejor las gárgolas de la catedral.

Palacio de la Generalitat, Barcelona
Palacio de la Generalitat

Elparque de atracciones Tibidabo (Parque Natural de la Sierra de Collserola, Plaça del Tibidabo, 3-4) se encuentra en la cima más alta de la sierra de Collserola y parte de su atractivo consiste en subir con el funicular. Hay diferentes juegos mecánicos y lugares para comer, además del Templo del Sagrado Corazón. Vale la pena subir, aunque sea para disfrutar de las vistas panorámicas de Barcelona a sus pies.

Tibidabo, Barcelona
Vista desde el Tibidabo

Originalmente, Montjuic fue un lugar estratégico de defensa por su posición elevada. Las atracciones que se pueden visitar incluyen el Castillo, escenario de cruentos momentos de la historia catalana; los museos de Miró, de Arqueología, de Etnología, del Deporte y de Arte; el Pabellón de Mies van der Rohe de estilo Bauhaus, y el Poble Espanyol (construido para la Exposición Internacional de 1929, representa diferentes comunidades españolas, su arquitectura, gastronomía y cultura).  

La Barceloneta es un antiguo pueblo de pescadores, ideal para disfrutar al atardecer sobre el paseo marítimo. Se puede tomar una golondrina, embarcación típica, en el puerto y navegar frente a la costa. Los chiringuitos y bares de la playa permanecen abiertos hasta la salida del sol.

Tours

Si uno cuenta con poco tiempo para recorrer la ciudad, o prefiere tener un pantallazo primero y luego elegir adónde volver, lo ideal es tomar algún bus turístico. Estos tienen recorridos fijos que abarcan los puntos de interés de Barcelona. La ventaja es que ofrecen una guía informativa en varios idiomas y se bajar en cualquier parada, recorrer y tomar el bus siguiente con el mismo ticket.  

Otra forma de recorrer Barcelona consiste en alquilar un iPad turístico con aplicaciones útiles como mapas 3D de Barcelona, rutas on-line u horarios de museos y monumentos. Los iPads se alquilan al ente de turismo (Barcelona Turisme) por la cantidad de días deseada y tienen conexión 3G ilimitada. 

También se pueden contratar los servicios de Wilfred, un guía de turismo virtual en forma de Tablet con altavoz Bluetooth. Gracias a la geolocalización mediante GPS, al llegar a ciertos puntos de interés, Wilfred cobra vida y describe el lugar con textos, audio y fotos. Wilfred se alquila de 1 a 3 horas y ofrece 3 rutas diferentes.

Cómo llegar y cómo moverse

Barcelona está conectada con el mundo mediante el Aeropuerto Internacional del Prat, que situado a 15 kilómetros al suroeste del centro de Barcelona, ha sido la puerta de entrada a la ciudad para casi 45 millones de personas provenientes de todos los rincones del mundo durante el año 2016.

Las Terminales de Cruceros de Barcelona, a pie de Las Ramblas, es el mayor puerto del Mediterráneo en cuanto al tráfico de personas y el cuarto del mundo solo por detrás de los puertos del Caribe.

Para recorrer la ciudad, es buena idea adquirir una Barcelona Card (de 2, 3, 4, o 5 días) para usar el metro y autobuses urbanos (TMB), tranvías, líneas urbanas del ferrocarril de la Generalitat (FGC) y Renfe cercanías. Tampoco vienen mal los descuentos en el Tibibus, Aerobús y Teleférico, entrada gratis a museos y descuentos en espectáculos, bares, restaurants, etc., incluidos en la tarjeta.

También es posible adquirir la tarjeta Hola Barcelona, que es más barata que la Barcelona Card, y permite el uso ilimitado de la red de transporte público.

¿Lo sabías?

  • Además de contar con más de cuatro kilómetros de playas, Barcelona está rodeada de sierras. Esto hace que su clima mediterráneo litoral sea benigno, aunque cambiante.  
  • El Club de Futbol de Barcelona se fundó en 1899.
  • En 1845, se inauguró el ramal de ferrocarril de Barcelona a Mataró, el primero de la Península Ibérica.
  • En 1842 se instaló la iluminación pública a gas.

Barcelona en la literatura

En 2015, la UNESCO nombró a Barcelona como Ciudad de la Literatura dentro de la Red de Ciudades Creativas UNESCO por su compromiso con ese arte. A continuación, una lista de novelas que tienen a la Ciudad Condal como marco de la acción. 

La catedral del mar, novela escrita por el español Ildefonso Falcones, describe cómo era la vida en Barcelona en el siglo XIV y cómo se construyó el templo Santa Maria del Mar gracias a los esfuerzos de los pescadores del barrio de la Ribera.

Barcelona tiene un lugar preponderante en la tetralogía del escritor Carlos Ruiz Safón: La sombra del viento, El juego del ángel, El prisionero del cielo y El Laberinto de los Espíritus.

En Homenaje a Barcelona, el autor irlandés Colm Tóibín celebra la historia, cultura, arquitectura y arte la ciudad donde vivió un tiempo. También intenta explicar las claves del nacionalismo catalán. 

Homenaje a Cataluña, de George Orwell, relata las vivencias del autor durante la Guerra Civil Española primero como oficial y luego como soldado.

La escritora

Ana Astri-O'ReillyAna Astri-O'Reilly es una escritora y blogger de viajes bilingüe oriunda de Buenos Aires, Argentina. Ha publicado notas sobre viajes y gastronomía en varias publicaciones angloparlantes. Su blog de viajes en español es apuntesideasimagenes.com.

Reserva tu vuelo a Barcelona

Busca vuelos a Barcelona con nuestro calendario de tarifas bajas.

Reserva tu vuelo ahora
¡Este sitio requiere la activación de las cookies del navegador web!

{{'FrontPageAccsessabilityVersionOnDesktopDeviceText' | translate}}

{{'FrontPageDesktopVersionOnMobileDeviceText' | translate}}